14 ene. 2011

Los sueños de un viejo marinero

En el ocaso de su vida,
el marinero aún sueña despierto,
entre los rumores de las fieras olas y los graznidos de las astutas aves,
que vuelan altas sobre los cielos,
cubriendo todo con sus plumas descoloridas.

Su único amor, una sirena,
nacida de la espuma del fulgente Mediterráneo.
El mar la parió desnuda,
y la doto con bellos cabellos de oro,
piel cálida y acogedora,
mirada profunda y llena de vida,
aroma a vainilla y canela,
y más hermosa que cualquier mujer.

La descubrió, por vez primera,
en la primavera de los cerezos.
Sentada sobre los restos de un bote,
tostando su fina piel,
bajo los rayos del sabio astro.

Se enamoró al instante,
y su vida se convirtió,
 en la continua captura,
 del más lindo anfibio,
que sus ojos vidriosos,
tendrían el placer de poder ver.

Como vil gusano,
ella se le escapo durante años,
danzando entre las olas,
como las notas de un piano,
y el marinero lloraba todas las noches,
a la luna plateada,
con impotencia y amargura,
su desdicha interminable.

Finalmente la pesco,
y, se amaron, hasta el fin de sus días,
en el atardecer de los dioses.

Pero la sirena se marcho,
en una noche de tormenta fría,
pues la mar la reclamaba,
con su suave melodía,
y el marinero la vislumbro,
zambulléndose en las negras olas,
fundiéndose con su espléndida creadora.
Con los primeros rayos de sol,
vio el cuerpo aplastado,
contra las salvajes rocas mortíferas,
de su inolvidable náyade.

Al marinero solo le quedan los recuerdos,
y el corazón marchito,
lleno de sal.


3 comentarios:

  1. Hola, Esther! No me habías comentado que habías hecho un nuevo blog... esto me lo anoto en mi lista negra jeje. Esta vez te has atrevido con la poesía, veo que no hay ningún género que se te pueda resistir.

    Muy bonita la historia y como siempre, hay alguien muerto, jeje. Esperemos que la sirena de la que se enamoró el pescador no fuera como la de la foto, menuda sirena más antierótica, pero innovadora.

    Siento haber curioseado tu perfil, pero me llamó la atención que te habías cambiado de fotografía, y cuando fui a verla, bingo! un nuevo blog con el que distraerme, leer, comentar y fascinarme :D.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. hiii
    bueno aki estamos
    este ya lo habia leido, me lo mandaste ace tiempo
    y como ya te dije...bueno no me acuerdo de lo que te dije, pero bamos es muy triste, no te basta con matar personas sino q tambien tienes que matar sirenas ~~ hah no tienes remedio jejeje
    pobre marinero
    y asi tambien te pones mas trabajo a ti misma ya q tienes q mantener 2 blogs
    pero bueno esfuerzate para que vaya bien y tengamos muxas cosas que comentar

    ResponderEliminar
  3. Amor ^^

    Este finde sí que sí.

    Me gusta esta poesía... sobretodo el último verso. Creo que es lo que se debe sentir al perder a tu amor o alguien que quieres mucho. Y he de decir que a veces son los recuerdos el peor de los castigos... ^^ ea!

    Corrige esto ;)
    *rayos de sol
    *enamoró

    ResponderEliminar